Ganchos

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

¿En qué se basa la técnica de movilización fascial con soft hooks?

El soft hook es una herramienta especialmente diseñada para poder actuar a nivel del tejido fascial de forma cómoda para el terapeuta y respetando la fisiología del tejido conjuntivo. Son ganchos de acero inoxidable ligeramente flexibles para comodidad del paciente sin perder efectividad en el objetivo de flexibilizar, eliminar adherencias y reorganizar el tejido conjuntivo.

– ¿Qué beneficios se obtienen al aplicar la técnica con ganchos?

Al terapeuta le permite trabajar zonas fibrosadas o muy amplias con poco esfuerzo, sin sobrecargar su sistema musculoesquelético, llegar a zonas de difícil acceso por localización o profundidad, ser exacto en el tratamiento de zonas pequeñas como tratamiento de tendones, ligamentos, cicatrices… Al paciente por otra parte le permite recibir un tratamiento efectivo sin el dolor que otras técnicas más agresivas puedan provocarle. La forma y tamaños de los ganchos permiten una adaptación óptima a todo tipo de zonas de manera que el tratamiento se focalice perfectamente en la zona sobre la que queremos actuar sin molestias para el paciente.

– ¿A qué técnicas se puede asociar la terapia con soft hooks?

En mi experiencia, cuanto más profundizo en el estudio del tejido fascial y en sus técnicas de abordaje, más me reafirmo en el uso de los ganchos por su eficacia, rapidez y comodidad. Es una técnica que se puede usar como tratamiento único, pero también se complementa perfectamente con aquellas técnicas que consideran al tejido fascial como diana de su tratamiento. Facilita, mejora y acelera los resultados de la punción seca, el vendaje neuromuscular, terapia manual, trabajo fascial…

– ¿Qué patologías se benefician de esta técnica?

Todas en las que el deslizamiento del tejido fascial (músculos, capsula articular, nervios…) esté dificultado. Esto implica tanto a patologías crónicas degenerativas como a lesiones de tipo traumático-agudo, deportivas, etc… Se puede usar en pacientes de cualquier edad sin riesgo. Es útil en el tratamiento de lesiones musculares, ligamentosas, tendinosas, atrapamientos nerviosos, cicatrices… Ayuda a mejorar el deslizamiento de los tejidos, su trofismo y su elasticidad. Elimina las adherencias y reorganiza la orientación de las fibras de colágeno

– ¿Qué plus nos ofrece el uso de esta técnica?

Al basarse en una parte importante en la rápida respuesta refleja del tejido al estímulo, constituye un buen método diagnóstico para valorar como una estructura afecta, por ejemplo, a una limitación de la movilidad, y también logra una buena adherencia del paciente al tratamiento al notar rápidamente los cambios que ocurren respecto a un dolor con el que podía llevar mucho tiempo. Además, al eliminar las restricciones fasciales consigue una zona rápidamente preparada para cualquier otra actuación que requeriría más tiempo de preparación. El tratamiento con soft hooks permite aumentar el rango articular, disminuir los espasmos musculares y mejorar el dolor del paciente ya sea de origen tisular o neurógeno.

 

carlospacheco

D. Carlos Pacheco Agudo

Posted in:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *